La ley de Propiedad Horizontal se aplica concretamente:

  • Cuando exista una comunidad de propietarios constituidas con arreglo a lo dispuesto en el artículo 5 de esta ley.
  • A comunidades que reúnan los requisitos establecidos en el art.396 del Código Civil, no habiendo otorgado el título constitutivo de la propiedad horizontal. Pese a ser un caso especial, se regirán, en todo caso, por las disposiciones de esta Ley respecto al régimen jurídico de la propiedad, de sus partes privativas y elementos comunes, además de los derechos y obligaciones recíprocas de los comuneros.
  • A los complejos inmobiliarios privados.
  • En el caso de una subcomunidad, entendiendo por tal la que resulta cuando, debiendo estar de acuerdo con lo estipulado en el Título constitutivo, varios propietarios disponen, en régimen de comunidad, para su uso y disfrute exclusivo, de determinados elementos o servicios comunes. Estos estarán dotados de unidad e independencia funcional o económica. Es decir,se puede constituir en la comunidad de propietarios una comunidad subordinada respecto de determinados propietarios, dependiente de aquella y, a su vez, independiente en cuanto a la gestión de sus elementos propios.